Translate

Etiquetas


miércoles, 17 de junio de 2015

ANÁLISIS DE LOS ÚLTIMOS DATOS DE LA BALANZA DE PAGOS EN ESPAÑA

En una entrada anterior, ya comentamos que el saldo de la balanza por cuenta corriente era un indicador fundamental para medir la salud de una economía (http://eldedoeneldato.blogspot.com.es/2012/12/cual-es-el-espejito-de-blancanieves-de.html). Un excesivo saldo negativo de esta magnitud en períodos de crecimiento indica que la expansión económica no es sostenible a largo plazo y que, por ello, sólo cabe esperar que, antes o después, la economía entre en recesión para corregir dicho desequilibrio. El mecanismo básico para que ello se produzca es que todo déficit por cuenta corriente implica automáticamente un aumento de la deuda externa (que es el que sirve para financiar la brecha entre demanda y producción que ese déficit refleja) y la deuda externa sólo crece hasta el punto en el que los prestamistas y financiadores de un país piensan que el mismo todavía conserva la capacidad de devolución de la deuda acumulada. Cuando dicha capacidad llega a un límite, los flujos externos cesan y el sistema económico sólo tiene la opción de ir reduciendo la brecha existente con una caída de la demanda agregada que, inmediatamente, se traslada a crecimientos menores (pudiendo llegar, incluso, a ser negativos) del PIB. Ese fue, esencialmente, el esquema de lo acontecido en la economía española antes de la crisis iniciada en España a partir de 2008, cuando el déficit por cuenta corriente llegó a estar en torno al 10% del PIB.

Por ello, es muy importante vigilar la marcha de esta variable en esta etapa post-crisis para comprobar si la economía presenta una trayectoria sostenible en el medio plazo. El Banco de España publica con carácter mensual las estadísticas de balanza de pagos (http://www.bde.es/webbde/es/estadis/bpagos/balpag.html) y la última estadística publicada corresponde a los datos del mes de marzo (http://www.bde.es/f/webbde/GAP/Secciones/SalaPrensa/NotasInformativas/15/Arc/Fic/presbe2015_22.pdf).

En el siguiente gráfico, se puede observar cómo ha evolucionado la Capacidad (+) o Necesidad (-) de Financiación, variable que sigue una senda paralela al saldo de la balanza por cuenta corriente ya que es la suma de este y el de la balanza de las transferencias de capital (en el gráfico, se muestran los saldos acumulados de los últimos 12 meses).




Fuente: Banco de España

miércoles, 3 de junio de 2015

ANÁLISIS DE LOS ÚLTIMOS DATOS DE CONTABILIDAD NACIONAL TRIMESTRAL DE ESPAÑA (PRIMER TRIMESTRE DE 2015)

En nuestra anterior entrada, hablamos del comportamiento del IPC y de su reducido nivel en los últimos años. Es inevitable poner ello en relación con el mal comportamiento del PIB y las bajas tasas de crecimiento económico. Esas bajas tasas, con su correlato de altas cifras de desempleo, han llevado a presiones hacia abajo de los salarios y una atonía de la demanda que ha desembocado en el comportamiento que vimos del nivel de precios.

El pasado 28 de mayo, el INE hizo públicos los datos de la Contabilidad Nacional Trimestral correspondientes al primer trimestre de 2015 (http://www.ine.es/prensa/cntr0115.pdf). Y los mismos ofrecen una visión muy clara sobre la situación actual de nuestra coyuntura económica.

Lo primero que destaca es la aceptable cifra que proporciona la variación interanual del PIB, es decir, el crecimiento del primer trimestre de 2015 en relación al primer trimestre de 2014: el 2,7%.





Fuente; INE